¿BALNEARIO CON CRIATURITAS?: 113 MINUTOS

¿BALNEARIO CON CRIATURITAS?: 113 MINUTOS

Primer post de 2021. Algo me dice que va a ser un año complicado para los posts viajeros, más que nada porque estamos a 8 de enero y ya hemos hecho el primer cambio de planes de viajes. Je, je je. Llamadme perspicaz.

Pero bueno, vayamos al grano. Para celebrar la Noche de Reyes decidimos probar a ir a un balneario con el pirata. Recordad que tiene casi 8 años ahora mismo. ¿Y por qué digo todo esto? Pues porque tengo la firme creencia que los viajes tienes que ser para todos y teníamos la duda de si un balneario era el lugar adecuado para nuestro pirata. Es decir, ¿iba a disfrutar de la experiencia? Tomamos la decisión de probar a sabiendas de que igual nos decía que no le gustaba y teníamos que hacer algún cambio (como cuando nos dijo que la Abadía de Westminster para nosotros, muy a nuestro pesar, claro) Antes de echarse las manos a la cabeza alguien que primero se las eche al corazón, no puede gustarnos lo mismo a todo el mundo.

Y es que un balneario no es una piscina pública. No lo es. Eso significa que no se salta, no se grita, no se chapotea y no se hacen concursos de buceo. Un balneario es un espacio de tranquilidad pensado para el autocuidado de nuestro cuerpo que usa el agua como tratamiento.

Pues bien con esto bien claro, elegimos una vez más Castilla Termal, en este caso el balneario de Olmedo. Esto puede sonar a publicidad, pero no lo es, porque la publicidad es un mecanismo para atraer usuarios a un producto, y a nosotros nos da igual si vas o no vas, nosotros volveremos, eso seguro.

El balneario está construido sobre las ruinas del antiguo convento de Sancti Spiritus del siglo XII. Fue fundado por la infanta Sancha Raimúndez y tiene la peculiaridad que fue uno de los primeros monasterios femeninos que hubo en España siendo sus primeras religiosas francesas. Todo ello hace que la propia visita al hotel merezca ya la pena.

Elegimos nuestro horario de acceso y nos lanzamos a la experiencia. El pirata iba feliz por ir en albornoz en ascensor. Y es que pasan esas cosas. Las personas adultas nos miramos de reojo cuando nos vemos en albornoz por un pasillo con ladrillos mudéjar pero las criaturitas los lucen radiantes.

El recorrido termal fue un éxito absoluto. El espacio termal es maravilloso, espacioso, luminoso, limpio, el personal súper-agradable, ¡hasta nos prometieron abrir la puerta a los Reyes y camellos si pasaban por allí a buscarnos!, y pasaron.

¿Y cómo hicimos para que fuera un éxito? Pues explicando lo que es un balneario, cómo funciona cada zona y chorro, jugando a adivinar para qué parte del cuerpo está diseñado, riendo bajito si te burbujea el agua en el bañador, repitiendo el que más te ha gustado, saliendo muchas veces a la piscina exterior a ver cómo el vapor con el contraste con el frío se ve, disfrutando de acompañarle en su primera vez.

¿Y si al rato no hubiera querido seguir más?¿Y si se aburre? ¿Y si un chorro no le gusta o le da miedo porque sale muy fuerte? ¿Y si…? ACOMPAÑA, ACOMPAÑA, ACOMPAÑA Y CAMBIA LA MANERA DE MIRAR.

Salimos del agua después de 113 minutos, arrugaditos y relajados y aún nos quedaba algo más. – Mamá, Papá es que ahora me pesa más el cuerpo.- Si cariño, es por la flotabilidad y el agua es mineromedicinal. Y con estas reflexiones y otras volvimos a disfrutar de nuestro ascensor en albornoz, solo que esta vez ni el capitán ni yo miramos de reojo, lucimos radiantes.

FELIZ VIAJE SERENO

P.D: ¿Y las fotos? Las fotos no están permitidas en el interior del balneario. Recuerda, es un espacio para la serenidad. Por suerte tenemos una retina muy poderosa y las hemos guardado todas.

Ficha de viaje: : CASTILLA TERMAL-BALNEARIO DE OLMEDO

Descubrir lo que es un balneario.

Conocer las propiedades del agua mineromedicinal.

Aprender sobre el arte mudéjar.

“La cura para todo es siempre agua salada: el sudor, las lágrimas o el mar”.
3conlasmaletasacuestas-Karen_Blixen
Karen Christence Blixen-Finecke, escritora
Escritora